Lush Haul

miércoles, marzo 02, 2016


Hace unas semanas hice unas compras en Lush. Hacía ya bastante tiempo que no compraba nada en la tienda Lush de mi ciudad, sobre todo porque tenía que acabar con mi arsenal acumulado de jabones y cosas varias y también porque desde que ya no tengo bañera no he podido disfrutar de mis añorados baños con sus bombas y burbujas de baño. Así que he escogido un poco de todo.




Nada mas entrar fui directa hacia los productos de edición limitada de San Valentín (ya tengo el ojo puesto en la nueva edición limitada de Pascua) y no dudé en coger la crema de ducha Prince Charming. Como de costumbre los dependientes de Lush que son siempre super majos y atentos me invitaron a probarlo allí mismo y aunque el olor de entrada al abrirlo no me encantó, al probarlo cambié de opinión. 
Lo primero que me llamó la atención fue su color rosa, que no desaparece al aplicarlo, sino que parece que está tiñendo la piel de color rosa hasta que va desapareciendo. El aroma al principio es de pomelo muy intenso, un olor que se me hizo algo raro pero que resulta muy energizante. 
Contiene algunas partículas brillantes como podéis ver en la fotografía pero que no se aprecian en la botella a simple vista ni he visto que deje residuos ni nada brillante en la piel. También contiene vainilla y malvavisco que dejan un olor un poco más dulce una vez van pasando los minutos al salir de la ducha. 
Al ser una edición limitada van quedando pocas unidades en las tiendas así que para reponer o probarlo hay que darse prisa antes de que agote!


También quería probar el exfoliante labial de edición limitada The Kiss pero al final me decidí por el exfoliante Bubblegum y lo adoro y tengo claro que ya no podré vivir sin el. Tengo una debilidad, cualquier cosa con olor o sabor a chicle. 
Lo que ha ocurrido es que me he vuelto completamente adicta a el. Aparte de que deja los labios suaves y sin pielecillas (sobre todo cuando se resecan más de la cuenta o se estropean más en invierno) el azúcar que contiene no molesta al exfoliar, es decir, no demasiado abrasivo y mientras lo usas el sabor y el olor a chicle es increible. Incluso después de haberlo usado sigues notándolo. Es una pasada. Lo dicho, podré vivir sin él.


Tenía claro que quería probar más cosas que nunca hubiera usado antes. Los champús sólidos eran una de ellas. Todos me llamaban la atención, sobre todo dos de ellos, de los que no me acuerdo del nombre, uno con un olor muy intenso a limón (que tengo claro que probaré en un futuro) y otro de algas con un olor muy oceánico. Me dijeron que esté champú sólido New o "Como Nuevo" es para estimular los folículos capilares cuando tienes el cabello débil o con tendencia a caerse. Como últimamente tengo el pelo muy frágil y cada vez más fino me interesé por este... pero... su olor es un tanto extraño.
Raro pero que extrañamente te acaba gustando y mucho. Al menos a mi. Contiene canela (se ve la barrita de canela dentro de ella), laurel, clavo, menta y ortiga. Una combinación de olores que resulta muy intensa pero que deja el pelo increíblemente bien y más brillante que de costumbre.

Además una pastilla de champú sólido de Lush equivale a 3 botes de champú de tamaño normal, así que ademas de resultar a la larga más económico y mucho mejor para el medio ambiente ya que evitamos el uso de todo ese plástico. Otro punto a favor es que es muy fácil de transportar en su lata. Desde luego argumentos sobran para seguir usando los champús sólidos. 


Y por último mi producto favorito de Lush desde siempre. esta barrita de masaje llamada Each Peach. es de esas cosas que hacen que la gente te pregunte ¿A que hueles?¿Que has usado para oler así? 
Si queréis ser un pastelito de limón con patas id a por esta barra de masaje. La he comprado ya muchísimas veces y seguiré haciéndolo. Ojalá no la dejen de hacer nunca.
Su aromas es cítrico pero sin ser el típico olor a limón. Es intenso pero a la vez suave. Es algo que tenéis que probar para haceros una idea de lo delicioso que es. 
Yo la utilizo al salir de la ducha, al pasarla por la piel se convierte en un aceite muy hidratante y el olor dura durante horas. Al usarla por la mañana te deja una sensación de limpieza y buen rollo que hace que cuando no la usas la eches de menos.

Puede que también te interese...

0 comentarios